Leonardo Sbaraglia y Fernando Tarrés “El territorio del poder”

SBARAGLIA

El actor Leonardo Sbaraglia y el músico y compositor Fernando Tarrés, vuelven a Mar del Plata con la multidisciplinaria obra “El territorio del poder”.

Basada en textos originales inspirados en las ideas del filósofo francés Michel Foucault, la obra subirá a escena el sábado 23 de julio a las 21:30 en la Sala Astor Piazzolla del Teatro Auditorium, dependiente de la Secretaria de Cultura de la Provincia de Buenos Aires.

Tras su exitoso trabajo anterior en conjunto, dedicado al escritor y periodista Rodolfo Walsh, la dupla Sbaraglia-Tarrés trae al escenario del Teatro Auditorium esta experiencia que entrelaza de manera homogénea y creativa a la música con la imagen y la palabra.

“El territorio del poder” propone un recorrido oscuro y profundo por distintos hitos de la historia que van desnudando la naturaleza de la condición humana. La obra está organizada en distintos cuadros que tienen como protagonistas a personajes, lugares y acontecimientos diversos de la historia de la humanidad, aunque siempre guiados por las mismas premisas: el afán de poder y la dominación.

Fernando Tarrés es el director artístico de la puesta musical y en escena, acompañado por dos de los mejores músicos sesionistas argentinos: el violinista Damián Bolotín y el trombonista Pablo Fenoglio.

Por su parte, el reconocido actor Leonardo Sbaraglia (que en el mes de abril estrenó el éxito cinematográfico “Al final del Túnel”), elige una vez más la magia del teatro para brindar con sutileza y maestría el fundamental equilibrio entre la lectura, el relato y la actuación en la interpretación de cada uno de los textos de la obra, que ponen en evidencia una faceta descarnada del humano.

De todas formas, “El territorio del poder” rescata una veta de luz y optimismo de un ideal de hombre aferrado a los últimos vestigios de su humanidad, que vocaliza su canto esperanzado y le devuelve al espectador la fuerza y la voluntad de creer en “el hombre”, que más allá de todo es capaz también de virtudes como el heroísmo, la inquietud y la creación”.

Deja un comentario